laboratorios_leufulab_ventiladores_

Corfo tiene un programa para financiar hasta con $800 millones los proyectos.

Cuando James McPhee, el vicedecano de la FCFM de la U. de Chile, estaba con su equipo en una de las primeras reuniones para construir un prototipo de ventilador mecánico, alguien buscaba las piezas en un portal de compras en internet. ‘Al empezar la reunión había 200 piezas disponibles y cuando la terminamos, dos horas después, no quedaba ninguna’, recuerda el académico. La anécdota expone que en un planeta amenazado por el covid-19 no solo los ventiladores mecánicos de línea son hoy bienes que ameritan vuelos secretos. Lo mismo podría pasar con las piezas para armar las versiones de emergencia, que están desapareciendo del mercado.

Reportaje publicado en LaSegunda. 16 de febrero del 2020

Dicha escasez no desanima a las universidades y empresas chilenas que pretenden poner a disposición del sistema de salud ventiladores hechos en el país, previendo que van a escasear o derechamente agotarse cuando entremos en la fase más dura del coronavirus. El programa lanzado por la Corfo, que promete financiar hasta con 800 millones de pesos los proyectos ganadores, ha tenido gran interés. De acuerdo con la información de la corporación, hasta ayer había 48 postulantes en alguna fase del proceso para adjudicarse fondos. En tanto, en la plataforma Socialab, que cuenta con el apoyo de la Sofofa, el BID y el Ministerio de Ciencia y Tecnología, existen 26 propuestas.

Con la misma escasez de piezas se toparon en la U. Federico Santa María (UTFSM), que en la práctica tiene dos centros trabajando en sendos prototipos. El director de Innovación, Samir Kouro, dice que el del CCTV al es un prototipo invasivo, que tomó dos semanas de diseño y dos de construcción. Kouro, de todas maneras, aparece cauto sobre las cosas que se están trabajando en Chile: ‘Aunque estemos trabajando proactivamente, es probable que algunos de los dispositivos no sean aprobados. Los ventiladores son equipos Clase C, considerados críticos. Son los más difíciles de certificar y construir. Se han mostrado desarrollos caseros, que no van a ser usados en un hospital y se usan para publicidad’, dice.

El diseño de la U. de Chile se inspira en los planos liberados por el MIT y el de la Santa María en un modelo propio.

En el caso de la U. Católica, el profesor de Ingeniería Felipe Lechuga cuenta que tomaron el modelo Oxigen, que concibió la española Protofy y actualmente está fabricando SEAT (ya tiene unos 200). En unos días en Chile se hicieron cinco y funciona con el motor de un limpiaparabrisas. También inspirado en un plano español es el que trabajan en la Universidad de La Serena: dice el académico Rodrigo Olivares que ellos se inclinaron por un modelo con motores de impresoras, más fáciles de hallar que los de limpiaparabrisas.

En cambio, con un diseño propio están trabajando la empresa DTS en conjunto con las compañías FAMAE y Enaer. Se trata de un proyecto que incorpora a académicos de las Universidad de Chile y Del Desarrollo, entre otros. De momento, ellos están probando sistemas distintos del tradicional AMBU (el mecanismo que funciona a partir de la compresión de un globo). Cualquiera vayan a ser los prototipos finales –muchos de ellos ya empezaron a probarse en pulmones artificiales– para funcionar en un hospital requieren de una autorización que otorga el Instituto de Salud Pública (ISP).


RecuadroAlgunos de los proyectos hechos en Chile

James McPhee Vicedecano de la FCFM de la Universidad de Chile Desarrollado en el Laboratorio de Fabricación Digital, sobre la base del prototipo del MIT, está siendo probado en el Hospital Clínico.

Álvaro Espejo Investigador del Centro para el Desarrollo de la Nanociencia y la Nanotecnología (Cedenna) de la Usach Se trata de un concepto destinado a conectarse a las redes de aire del hospital.

Eduardo Aedo Gerente general DTS Proyecto de DTS, FAMAE y Enaer, con un modelo distinto del sistema AMBU.

Alejandro Weinstein Académico de la Escuela de Ingeniería Biomédica U. de Valparaíso

Prototipo en conjunto con el AC3E de la U. Santa María. Se basa en un diseño del MIT

Cristián Machuca Jefe del Departamento de Sistema de Armas de Asmar

Esta es una propuesta elaborada entre Asmar, el Centro de Manufactura Avanzada de la U. de Concepción y el Hospital Naval.

Rodrigo Olivares Pérez Director Escuela de Ingeniería en Construcción U. de La Serena

Prototipo que toma un modelo español, sometido a pruebas en H. de La Serena.

Hernán Cáceres Director de Ingeniería Industrial de la U. Católica del Norte Basado en diseño del MIT. El proceso de prototipado se realiza de manera redundante entre Antofagasta y Coquimbo.

Renato Hunter,
Vicerrector de Investigación de la Universidad de La Frontera Basado en un proyecto español, tiene un costo estimado por unidad de 400 mil pesos.

Juan Rivera
CEO de Ivy
Un ventilador de diseño propio con un sistema de poleas que permite prolongar la vida útil del dispositivo.

Alvaro Roselló
Coordinador de Innovación de Keepex
Prototipo de elaboración propia de empresa dedicada a la industria acuícola 

Patricio Nova
Socio de la empresa Procid
Prototipo de Rescatador Respiratorio Automático elaborado por dos ingenieros de la USACh.

Humberto Salinas
Fundador de Pipartner Group Junto a SOS, 3D Maker, Fundación Biósfera y Mustakis están desarrollando un modelo a partir de diseño del Imperial College de Londres.

Guillaume Sérandour Director Leufulab de la U. Austral
Este prototipo ha realizado pruebas preliminares en modelos animales y para el miércoles 15 estaba programado un estudio controlado en cerdos.

Felipe Lechuga Profesor Adjunto de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Católica
Oxygen es desarrollado a partir de planos de empresa española Protofy. SEAT ya ha fabricado unos 200 ventiladores en ese país.

Samir Kouro
Director de Innovación de la U. Federico Santa María
El CCTVal está desarrollando un ventilador invasivo, que se conecta a redes hospitalarias.

Leufülab es parte de